empresas de limpieza madrid

Trucos de limpieza; elimina el óxido de la bañera

07 marzo 2016

[toc]

Cómo eliminar el óxido de la bañera

La presencia de óxido en los baños es un problema común en la gran mayoría de los hogares. Grifos, lavabos, bañeras y demás elementos comunes de esta estancia del hogar no se libran de la aparición de estas indeseables manchas.

En este artículo aprenderás como eliminar el óxido de tu bañera o ducha con un fácil, rápido y económico remedio casero. Coge papel y lápiz y apunta estos consejos de  limpieza. Todo elemento de tu cuarto de baño quedará impoluto y libre de óxido. ¡Parecerá que has renovado tu estancia!

eliminar oxido bañera

Pasos a seguir para la eliminación del óxido de tu bañera

  1. El primer paso para eliminar el óxido de cualquier elemento impregnado por este de manera rápida y sobretodo económica, es la utilización de vinagre blanco o zumo de limón. Ambos productos poseen propiedades que te ayudarán a librarte de estas manchas, como por ejemplo la acidez que te ayudará a quitarlas de un plumazo.
  2. Derrama y esparce directamente un buen chorro de jugo de limón sobre la parte afectada. Si la zona en cuestión ocupa una gran área de la bañera, por ejemplo, lo mejor es empapar un paño seco con el producto que elijas –vinagre blanco o zumo de limón-  y frotar la mancha con él.
  3. Una vez que tengas la zona afectada empapada con dichos productos, deja que este repose para que así de este modo sus propiedades hagan efecto. Observe y esté usted sobretodo pendiente de la mancha de óxido, notará que levemente estas manchas han desaparecido, lo cual será la irremediable señal de que el remedio está siendo efectivo.
  4. Tras este paso, debe enjuagar la zona afectada con grandes cantidades de agua fresca para inmediatamente después pasar un paño y retirar de este modo la suciedad del óxido. Si aun así observa que la mancha no ha sido eliminada del todo, lo recomendable es repetir de nuevo estos pasos ya citados; vuelva de nuevo a frotar el vinagre blanco o el ácido del limón sobre la mancha rebelde o pase un paño húmedo para que por fin pueda desaparecer. Repítalo cuantas veces sea necesario.
  5. Si observa que por mucho que repita este proceso la mancha persiste y no acaba de eliminarse del todo no se frustre, será que la mancha de óxido está demasiado arraigada en la superficie por lo que habrá que pasar a un remedio más drástico. Le recomendamos derramar un abundante chorro de lejía sobre la zona afectada. Espere aproximadamente unas doce horas para dejar que este surta su efecto antes de retirar el producto.
  6. Una vez pasadas la estimación de doce horas que requiere el producto para que sea efectivo, debe enjuagar bien la bañera con ingentes cantidades de agua fría. No se olvide de frotar con un paño seco después el área afectada con el óxido para conseguir que esta desaparezca definitivamente. ¡Se sorprenderá con el resultado!

Otros productos que pueden servirle de ayuda para que su bañera o demás grifería del cuarto de baño quede como nueva son el bicarbonato o el aceite de limón que podrá encontrar en cualquier supermercado o grandes superficies. Solo tiene que verter un poco del contenido en la superficie, dejar que haga efecto y secar con un paño. Parecerá que estrena cuarto de baño.

Mas información